El contenido de esta página requiere una versión más reciente de Adobe Flash Player.

Obtener Adobe Flash Player

OCTUBRE 2013





HISTORIAL DE NOTICIAS
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2017
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2016
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2015
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2014
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2013
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2012
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2011
ene  feb  mar  abr  may  jun  jul  ago  set  oct  nov  dic  /  año 2010

 
28 Oct 2013
Se fue la séptima del Solís


La organización del Club Solís de Las Piedras, de la mano del Enólogo Ricardo Cabrera, más que feliz y contenta habrán quedado. Pues un nuevo "Encuentro del Vino" (séptima edición) lograron conjugar y al cual, casi un millar de asistentes degustaron, testearon, probaron y maridaron una infinidad de vinificados nacionales y gastronomía pedrense.

El viernes 25/octubre, previas al Día del Enólogo (26/10), el amanecer prometía una noche ideal. Los detalles finales del "7mo. Encuentro del Vino" comenzaron a finiquitarse y los minutos, que no daba respiro, seguían pasando sin freno alguno. Sobre las 14 horas, aquel hermoso amanecer dejó lugar a un cielo grisáceo acompañado de una brisa fresca; ameritó un simple buzo y tomar el paraguas, por precaución. La duda de lluvia estuvo latente. 

Las 18 horas generó preocupación por una posible y segura lluvia. Ya sobre las 20:45, sin una gota caída desde el cielo gris, la ruta llamó a transitarla y en 30 minutos se hicieron los veinti-pocos Kilómetros que la separan el centro de Montevideo de Las Piedras, más exacto de La Criolla de Las Piedras -a una cuadra del Museo de la Uva y el Vino, en el Parque Tecnológico Canario-.

En La Criolla, donde el evento, más de un centenar de autos dentro del predio anunciaron la gran cantidad de público asistente. Tras ingresar se confirmó; aunque, sí era notorio que había algo menos que la edición anterior, y mejor ya que había más espacio y se podía transitar y degustar con tranquilidad.

De lo poco degustado, ya que había que regresar tranquilos y seguros, además de que mucho ya se conocía, se destacaron: los rosados de Tannat y Zinfandel de Bodega Artesana, de próxima salida al mercado; los frizantes de Montes Toscanini, también con próxima salida al mercado; el sabroso licoroso Aripucá, el clásico (el roble se sentía la madera); y, el espumante de Spinoglio que, a criterio personal, lo dejé en primer lugar (lo escoltó Pizzorno y Toscanini e Hijos; este último mejoró mucho su estructura desde que salió al mercado por 2010).

También llamó la atención la asistencia de a varios responsables de diversas bodegas y empresas relacionadas: Carlos Pizzorno, los hermanos González (Gobelet), Laura Casella (Antigua Bodega Stagnari), Mario Deveras y Magdalena Badiola (Vinosuy), Claudio Angelotti y Viviana Del Río (Bodegas del Uruguay); Gabriel Pisano (por Pisano; aunque hoy casi dedicado a full a Viña Progreso); Diego Spinoglio, Leticia Beretta (Bodega Beretta) y el candidato a Luis "Cuquito" Lacalle Pou, entre otros.

El "encuentro del vino" del Club Solís de Las Piedras ha demostrado ser un evento infaltable en la agenda social de la ciudad pedrense y del departamento canario; y no solo esto, sino que, según palabras de su intendente Marcos Carámbula emitidas durante los agasajos del Día del Enólogo (a posterior de la degustación): "es la principal degustación del departamento, la más importante, por sus características y dimensiones", dejó en claro el nivel del evento. 

Novedades

Los rosados de Artesana saldrán al mercado en noviembre próximo. Uno a base de uva zinfandel, que se notó una acidez marcada; y el otro, a base de uva tannat y con una estructura muy agradable, con acidez acorde y astringencia disfrutable. Ambos productos son de escasa cantidad y rondarán los 180-200 pesos.

Diego Spinoglio, tras varios meses sin contacto, comentó que por el momento están enfocados a eventos en la bodega (fiestas privadas). Por otro lado, también acotó -muy por arriba- proyectos encaminados y a futuro próximo, todos enfocados al turismo enológico. El deck que habían empezado a construir sobre fines del año pasado, tan solo resta techarlo; y, sobre la importación del vino argentino que venían realizando (1492), se discontinuó por el momento. También sentenció que algunos de sus productos los están trabajando casi sobre el margen de costo, con muy poca ganancia, para poder competir con otros de similar rango de precio y calidad. 

Rodney Chacón



 
27 Oct 2013
¿Por qué en el MUV? Simple, porque es el día del artista


“…denominamos ‘arte’ a la pintura, la danza, la música, la gastronomía, el teatro, las esculturas, el diseño… Y seguramente la inspiración y/o presentación de cada una de ellas sean con una copa en la mano, conteniendo algún gran vinificado claro. Quizás un champagne, un martini, un licoroso, una grappa, algún cognac, o simplemente un gran vino fueron la fuente de inspiración para un gran artista. Entonces, ¿por qué no considerar los vinificados una gran obra de arte? Sus cultivo, los años de las vides, sus cuidados, su cosecha, su procedimiento de realización, la dedicación, la pasión del enólogo…

Al fin y al cabo, un artista crea lo que su alma siente, y quienes gusten de tal realización entenderán y comprenderán el sentir de ésta.”

Así versa la home de la presente web desde que fue creada en enero de 2010. Y qué mejor forma de arrancar la nota sobre las celebraciones del Día del Enólogo en el Museo de la Uva y el Vino (MUV).

El sábado 26/octubre, en el MUV y ante la presencia de medio centenar de invitados, con una treintena de ellos enólogos, José Lez (presidente de I.NA.VI.), Marcos Carámbula (Intendente de Canelones) y Fernando Pettenuzzo (Presidente de la Asociación de Enólogos del Uruguay), agradecieron a la organización y felicitaron a todos los enólogos presentes.

Mientras que Lez básicamente recordó a varios enólogos que fueron pilares fundamentales de lo que el vino uruguayo es hoy tanto a nivel nacional como internacional y que también acotó los logros que I.NA.VI. y la AEU han logrado conjuntamente en el mundo; Carámbula, por su parte, felicitó a todos aquellos profesionales que iniciaron el camino hacia el vino, agregando que la profesional es una mezcla de arte y ciencia. Y Pettenuzzo tan solo felicitó a sus colegas y recordó una anécdota que mucho lo marcó: "un colega me acotó una vez sobre, ¿por qué eran enólogos?: porque a los enólogos nos circula vino por las venas".

También hicieron uso de la palabra el Alcalde de Las Piedras Wilfredo Román, quién felicitó a todos los enólogos presentes, y el director de la Escuela Superior de Enología "Tomás Berretta", el Ing. Agr. Oscar Carrasco quien, con acotaciones varias buscó dejar una marca en el alumnado que ese día recibió su título: "eligieron una carrera para su futuro y la escuela es responsable por ello; dimos un aporte al país; el país cuenta con ustedes; y muestren y demuestren sus capacidades", entre otras más.

Entre la camada de egresados 2013 -una veintena-, sólo tres estaban presentes: Viviana Muñoz (24 años; trabaja como enóloga para vinos VUDU), Bruno Beccaria (24 años; enólogo en bodega Santa Rosa), Abilene Bartora (22 años; trabaja en laboratorio de VINOFI -embasadora-). Tras recibir formalmente sus los diplómas de la mano de las autoridades mencionadas, la organización del MUV hizo entrega de un certificado de participación a cada enólogo presente en la celebración. 

Ya sobre el final, y tras la noticia de Carámbula sobre los cambios futuros de I.NA.VI. respecto a su infraestructura (un nuevo edificio sobre la calle que tendrá nuevo nombre: Virgilio Vatarino), llegó el pequeño agasajo a todos los presentes que dio para ponerse a tono y confraternizar entre grandes enólogos de la vitivinicultura nacional, entre vinos y espumantes de la escuela y algún que otra picada gastronómica.

Rodney Chacón



 
26 Oct 2013
El vino, una ensalada de RSE


Las palabras de la Ing. Agr. Estela de Frutos dejaban claro el objetivo de las degustaciones de beneficencia (o catas solidarias): reordenar lo que se venía haciendo en beneficio de los necesitados. Y la acción resulta ser muy buena, según Álvaro Moré, director general de Young & Rubicam, agencia publicitaria que hoy lleva la cuenta de I.NA.VI.

El viernes 25/octubre, el auditorio del World Trade Center congregó a un gran número de periodistas y bodegueros. ¿Con qué fin? Simple: agradecer y premiar mediante certificado a todos los bodegueros participantes de las distintas degustaciones benéficas que I.NA.VI. apoya a lo largo del país y que los rotarios y leoninos organizan en los distintos departamentos.

El concepto

I.NA.VI. inicia las degustaciones por el año 1991 realizando catas regionales, es decir, por zonas (no en todos los departamentos). Así lo hizo durante la década del 90.

En el año 2000, el Rotary Club consulta por la posibilidad de realizar las degustaciones benéficas, con igual fin que lo hacía I.NA.VI. Fue así que el Instituto pensó por primera vez en delegar dichas acciones y así dedicarse 100% al control y regulación del vino nacional, con el fin de aumentar y mejorar cada vez más la calidad del vino uruguayo.

Tras delegar la organización de degustaciones benéficas a los rotarios, los leoninos también van introduciéndose en la realización de catas solidarias. El reconocimiento a nivel mundial y su objetivo de beneficencia constante y forma de trabajo, hace que I.NA.VI. no dude en ceder la organización. 

Tras el incremento de degustaciones el Instituto reorganiza el sistema en virtud de su demanda creciente de eventos. Luego de realizar una consulta entre bodegueros concluye en que hay que accionar en tres condicionantes: poner límite a los eventos por departamento, que las bodegas dispongan de personal calificado en cada evento y crear un reglamento (http://www.inavi.com.uy/newsletters/images/INAVI_web_ReglamentoCompletoCatas_OCT13.pdf).

Los números

En 2013 se llegó a completar 14 catas solidarias entre mayo y octubre (período de realización) con una por departamento. Algunos casos, como los de Canelones, Colonia y Montevideo se sorteó el apoyo de I.NA.VI. para cata solidaria por intermedio de escribano ya que el reglamento creado por aquellos años así lo condiciona.

Las 14 catas solidarias permitieron que 5.000 asistentes disfrutaran de infinidad de etiquetas nacionales de 44 bodegas colaboradoras, y donde su ticket benefició a los más necesitados. 

Entre las instituciones beneficiadas se mencionaron una infinidad de organizaciones, entre ellas: adquisición de clínica móvil de Paysandú, adaptabilidad de la vía pública para los minusválidos en Fray Bentos, compra de 30 sillas de rueda para discapacitados de Las Piedras, becas de estudio, ayuda a las Madres solas de Minas y muchas más acciones y aportes benéficos. 

Los certificados

Una forma que I.NA.VI. encontró para agradecer a las bodegas fue la creación de un certificado de asistencia y que la misma se dividía en tres categorías: Bodega Participante (con menos de 25% de asistencia), Bodega Colaboradora (con más de 25% de asistencia) y, el más importante, Bodega Máxima RSE (mayor asistencia a todas las catas solidarias). Castillo Viejo fue galardonada como "Participante"; Juanicó (y que no hubo nadie de la bodega para recibir el premio) obtuvo certificado como "colaboradora"; y, la más esperada, la "Máxima RSE" fue para Varela Zarranz y que recibió Victoria Varela en nombre de la bodega. 

El equipo de I.NA.VI

El Instituto dispone de un equipo de trabajo que hace el seguimiento de cada cata solidaria en los distintos departamentos: Martin Rodríguez, como fotógrafo; Claudio Angelotti, como redactor; y Juan Diago como control. 

RSE

Estela De Frutos destacó lo referente a Responsabilidad Social Empresarial, y se basa en: contribuir al bienestar social, promover el conocimiento del vino nacional y enseñar un consumo inteligente. 

Anunciarse

Quizá muchos bodegueros y no interiorizados coincidan en los costos sin retorno de este tipo de evento. De seguro igual pensamiento tendrá Moré (Y&R) respecto a: más que costo es una inversión ya que la exposición de la marca es notoria, además de hacer conocer tu producto directamente; "estar, figurar", es importante.  

En charla con bodeguero que ha participado en más del 70% de las catas, el indicaba que no es el costo de participar (botellas, viaje, pasaje, estadia) es más el tiempo dispensado para solo tres horas de evento. Según el bodeguero consultado, los costos, según lo que expongas y dónde, puede rondar 4-5 mil pesos; respecto a cantidad de vinos, ronda las 18 botellas. 

Este tipo de acción y evento es de lo más económico si se piensa en publicidad. 

Rodney Chacón



 
21 Oct 2013
Crónica: de la feria de Titina al deshoje con Los Nadies


Cuando Titina Núñez, la directora y editora general de la reconocida Revista Placer, comunicó por su Facebook la feria americana que realizaría el domingo 20 de todos los elementos que componían Club Placer Casa Gourmand, recuerdos muy lindos y mucha tristeza nos cubrió el corazón. En nuestro querer cumplir con todo (por Los Nadies) como periodistas que somos, le pedimos pasar el sábado en lugar del domingo 20 (cuando realmente se hacía la feria), a lo cual nos dio su luz verde. Y allí fuimos.

Al arribar a la añosa casa de sus padres -hoy en venta-, la cual da cuenta de su historia guardada y demostrada -así sus parras y plantas en el jardín y las reparticiones internas-, saludamos una Titina animada, con mucha fuerza y vigor, con ganas de cerrar un libro y empezar otro. Tan solo esto ya nos cambió aquella congoja de tristeza y pena por el ex Club Placer.

Nuestro objetivo eran hacernos de algunas cosas; copas, copones decorativos, tazas de café, mantenles... y paramos ya que daba para llevarse mucho más. Nos tentaba los elegantes cubiertos (60 pesos cada uno), un mueble de roble impecable (USD 1.200), un horno de empotrar (USD 700), sillas de cuero (990 pesos), y un sinfín de implementos que marcaron la época del restó que Titina llevó durante casi dos años (2011-2012) en la calle Obligado casi Bv. España.  

Ese sábado, en el apuro por cumplir y continuar para Los Nadies, Titina nos acompañó y comentó sobre su nueva etapa de vida, donde busca dejar todo lo pasado y darle más fuerza a lo que ya lleva desde hace muchos años y que realmente la ha destacado como una profesional de renombre en el mundo del vino: Revista Placer. El restó era algo proyectado y diagramado para uno de sus dos hijos y que al final terminó dedicándose a otra cosa que le llamó mucho más. "Como ya no tenía más tiempo y realmente hay que dedicarle demasiado a un restaurante, opté por liquidarlo y darle toda mi energía a la revista", así nos acotaba Titina.

Ahora, con el tiempo a su favor, Titina está realizando mucha más cosas; tan es así que la revista piensa volverla de tiraje mensual y concretar degustaciones con mayor frecuencia. En principio, la próxima será el 10/noviembre.

Y si quieren husmear qué le quedó de la feria (menos de la mitad), tan solo hay que vichar el Face (www.facebook.com/feriaamericanalaspiedras). 

Los Nadies

Manuel Filgueira convocó para las 10.30 horas del sábado 19. Tras el arribo a lo de Titina, en Las Piedras, sobre las 13.30 horas, quedaba claro que no se llegaría a tiempo. 

Tras dar la vuelta la manzana, pasar por la Plaza central de Las Piedras, y continuar hacia la ruta 5 por la 48, el reloj marcaba las 14 horas con 15 minutos. La ruta del Gral. Fructuoso Rivera (la 5), con un radiante sol, nada recomendable, más aún sin aire acondicionado, enseñaba un desolado transitar. Y aunque el agua abundaba -había comprado mucha para compartir y unas masitas secas de chocolate-, optamos por seguir sedientos.

Pasé la rotonda de Canelones (R.5 y R.11) y, 2 km después, por la 5 al norte, un cartel indicó la ruta 62, a la izquierda. La tomamos. Algo maltrecha, con mucho cuidado se transitó. Ciclistas en moutain bike de parabienes. Aún restan unos 8 km. para Los Nadies. Tranquilidad y paciencia.

Casi sobre la ruta 81, a medio kilómetro, se vislumbraba que la bodega de Manuel y Gabriela tenía poco movimiento. Pocos autos estacionados al frente de la casa indicaban que el deshoje en Los Nadies sería tranquilo. Ideal para nosotros los periodistas, es el momento ideal para charlar con los enólogos directamente y conocer sus técnicas, sin apuros y con vino de por medio.

A nuestro encuentro vino Gabriela, la señora de Manuel. -¡Holaaaa...! ¡¿Viniste?!. -No puedo faltar, le acoté. -¡Vení!. Están por allá abajo, me indicaba ella. El sol estaba fuerte, y ni un techito de nube se divisó en futuro inmediato. La panorámica desde la bodega hacia el horizonte nos deleitó de sobremanera. 

Unas diez personas, entre mayores, adolescentes y niños metían mano en las vides. Brote a brote y rama a rama fueron seleccionando, y luego las hojas quitaron. La técnica era muy simple: primero se deshoja desde el tronco, luego se eligen dos ramas cerca del tronco -el año próximo se sustituirán por las que sacaremos entonces-, y dejá ramas cada "un puño" de espacio; ojo, deja solo las ramas que tengan racimos, y las fuertes ya que el viento las parte fácil. A posterior, deja una hoja a cada lado del racimo en crecimiento, será su sombrillita. La idea es que la planta se airee entre sus ramas y que no dé tan directo el sol al racimo.

La vid es un gran desestresante. Se debe probar para ver el efecto que produce a quienes trabajamos habitualmente encerrados en oficinas o frente a un monitor todo el tiempo. Realmente calma, relaja y libera la mente. Muchos acotaban lo mismo. Mientras se liquidaba una fila entera, los chori Manuel metía encima de la parrilla. La charla se volvió general y derivó en infinidad de temas: las bodegas, el I.NA.VI., la prensa, los periodistas, el Estado, la importación, la educación, anécdotas... nada escapaba alrededor del fuego y a la sombra del aguacate y la manzanilla. Y eso que aún no había llegado el vino.

Choris prontos; arrancó el almuerzo compartido (tortas de fiambre, quesos y panes caseros). Los vinos empezaron a desfilar por la pasarela de la mesa al aire libre, Picardía y Equilibrio de Los Nadies maravillaban, y también gustaban los de otras bodegas. La sobremesa, con pastafrola casera y masitas de chocolate, rindió de sobremanera. La charla de ese momento único, el vino ayudó a liberar opiniones y hasta muchas ideas, pues las dudas de Manuel ante las interrogantes del marketing enológico y la comunicación virtual, sumado a la última tecnología, lo obligaron a preguntar ¿cómo hago...?

Las respuestas fueron varias, las ideas otras tantas, las opiniones personales muy acotadas, y el evento otro más. Aunque, por la panorámica desde la bodega hacia el sur, la vista al oeste despejadísima para una puesta de sol imbatible, y la promesa de una luna llena al Este -que no se dejó ver-, junto con vinos espectaculares de la bodega, las 19.30 horas obligó a tomar la ruta hacia la fatídica ciudad, llena de estrés por la búsqueda de algún pedacito de rambla citadina para un momento de relax.

Rodney Chacón 



 
13 Oct 2013
La bodeguita de Anita


Así optamos por denominar al "proyecto" (aún sin nombre) que la Enóloga Ana María Andrés Malanga lleva adelante con su experimentado socio, el Ingeniero Agrónomo y Doctor en Enología Eduardo Abreo Giménez en la zona de El Colorado. A pesar de que siguen cerrando bodegas y sus ex propietarios pasan a dedicarse a otra cosa que les de mayores y mejores beneficios, ellos le meten el pecho a las balas y se proyectan a largo plazo.

Ana, una experimentada "manzanera" (es la segunda generación de productores de manzana), se tiró de lleno a un sector que atraviesa grandes vaivenes con cierres, pocas ventas, normativa anti-alcohol agresiva, y con gran cantidad de competidores: la vinicultura. A pesar de todo esto, Anita y Eduardo se animaron y arrancaron con lo que hoy ya lleva tres años de constante inversión y aprendizaje: su bodega propia.  Le preguntamos por qué: "la crisis en la venta de uvas que se da cada año, el desgaste de ir de bodega en bodega ofreciendo el trabajo que uno dedicó durante todo un año, y la humillación de la falta de respeto de algunos bodegueros cuando les llevas tu uva, además de la impotencia de recibir el pago de la misma hasta en 12 cuotas, y mucho más, te lleva a esto, tu bodega propia".

Tras arreglar con Ana María -buscando cumplir una muy atrasada promesa- durante las jornadas de enoturismo una visita a su bodega, uno de los sábados de octubre permitió visitar toda la infraestructura de la bodega de Anita. La entrada de Ariano sirvió como punto de encuentro para luego transitar unos metros por la 48 hacia Las Piedras; la siguiente bocacalle a la izquierda sería el ingreso al camino que pasaría por la Bodeguita de Ana. Luego de unos kilómetros -tres más o menos, no contabilicé-, curva va, curva viene, camino recto,... y allí estaba, un desolado, despejado y añoso galpón que muy bien denotaba la historia de la zona.

El portón, un simple alambre que advertía su presencia mediante una bolsa blanca sujetada por un simple nudo indicaba tener cuidado, y obligaba a frenar. Ana bajó, sacó el alambre, subió a su coche y continuamos; primero ella, luego yo... el alambre siguió en el suelo hasta nuestro retiro. A lo lejos, aunque no tanto, unos 300 metros, el añoso galpón mostraba más de cerca su acaudalada historia de viejas épocas de gloria vitivinícola. A los alrededores, unos arbustos grandes, casi árboles, de rama color roble oscuro y hojas de tonalidad verde piedra llamó mi atención; contrastaban muy fuertemente con el verde intenso de la pradera. Y como mucha pradera había, algo raro sucedía: por ningún lado vides se veía.

Estacionamos los autos y, sin esperar siquiera un minuto, la pregunta que tenía en mente por mi boca salió: ¿y las vides?; a lo que Anita contestó: eso es a futuro, en poco; aquí será sólo uva blanca. Esto fue apenas el inicio de una hora y media que estuvimos en la bodega, charlando del proyecto de la bodega, de la situación nacional del vino y, lo que le molesta, el actuar de distintos actores vinculados indirecta con el sector. 

La bodeguita 

Rodear el galpón nos permite estimar que los años de la infraestructura alcanza más de 50. Al ingresar en él, se observar la inversión volcada y deja calcular que, aproximadamente, la misma fue considerable para cualquier mortal clase media. Entre recorrida y charla, lo que Anita más destacó fueron expresiones sinónimas: esto se tuvo que hacer (revoque de paredes; MSP pide de cierta forma), aquello se compró (aparato para frizante), eso también (bombas), esto se hizo (sistema de bomberos), aquello también se hizo (laboratorio), eso se compró nuevo (despalilladora), eso se compró a un bodeguero (prensa), y seguía. Mi asombro provocó la pregunta: ¿cuánta guita llevas metido en esto? -yo queriendo confirmar mis cálculos-. Ana, casi que por fuera de ese tema ya que se dedica a conseguir todo lo necesario (aún le faltan cosas: tapadores, barricas, etc.), mientras su socio se encarga del tema, tan solo acota: no sé, solo sé que es mucha. Y realmente lo es, más si se piensa a futuro y largo plazo, pues tienen previsto sala de eventos, plantaciones de vides nuevas, mayor infraestructura, y un sinfín de ideas y proyectos más.  

Actualmente, luego de tres años de inversiones casi constantes, las 20Ha que poseen ambos en distintos predios, rindieron 150 mil litros de vinificados diversos la pasada cosecha, destacándose: Cabernet Sauvignon, Merlot, Moscatel de Hamburgo, Ribol (cepa tinta destinada a vinos de mesa) y Tannat. Durante la visita tuvimos la oportunidad de probar el Tannat 2011 y el Moscatel de Hamburgo; el primero era muy bueno si el vino ronda los 80-90 pesos y si se le da un toque de barrica (o chips, como aplican varios) mejoraría y su precio podría elevarse a unos 100 pesos aprox. El segundo, el Moscatel, era ideal para volverlo frizante pues su baja intensidad alcohólica, su leve aroma a mandarina y su pálido color "salmonado", así lo permitían. Aunque, personalmente, le daría un leve toque del Tannat 2011 que la bodeguita de Anita tiene.

Tan solo me faltaba cerrar una idea que Ana había comentado durante las jornadas de Enoturismo, y para lo cual debíamos partir hacia donde las parras. Tras ayudar a cerrar todo, sorprenderme nuevamente con el arbusto -hasta foto le saqué-, pasar por encima del alambre, volverlo a su lugar y tomar camino inverso hacia las vides, todo se me clarificó: una recicladora de plástico se estableció al costado; ocupa casi dos manzanas que bastante perjudicaría el proyecto que la comuna canaria piensa implementar a futuro (proteger la R.5 de la industrialización en favor del Enoturismo y proyectos afines).

En más, tan solo habrá que hacer el seguimiento a "La bodeguita de Anita" y desearles, a Ana y Eduardo, la mayor de las suertes ya que, por sus experiencias y profesionalismo, el éxito estaría asegurado.

Molestías

Como todo uruguayo, Ana tiene sus opiniones y comentarios para con el sistema, y se despachó contra los vendedores de vino: los restaurantes. Molesta con las tarifas que se comercializan a nivel nacional, emocionalmente se siente como traicionada, castigada. Sentarse en un restaurante y ver cómo vinos que no llegan a los 100 pesos de costo los venden a más de 250 pesos, y sabiendo que el precio por litro de vino a un productor ronda el centenar de pesos, le molesta de sobremanera, tanto que prefiere tomar otras bebidas durante sus salidas a cenar. 

Ana María también nos comentaba un problema generalizado del sector. Ahora como vitivinicultores, y antes como viticultores, por sus uvas y según su calidad, con mucha suerte podían recibir unos ocho pesos por uva para vinificado. Si la uva fuera vinificada y según su calidad, podrían recibir hasta un 25% más, aprox.

La bodeguita de Anita, de la cosecha pasada, logró un vinificado que ameritaba unos pesos más. Aunque, ella comparaba la uva vinificada y lo que podrían pagarle por solo lograr uva para consumo doméstico (seis pesos el kilo), la diferencia de trabajo entre uno y otro no tiene relación, y tira más dedicarte a lograr la uva de consumo. El amor por el vino puede más.

"Off de record"

Mientras recorríamos la bodega Ana acotó un proceder que desconocíamos:

- "se paga un peso por grado alcohólico; es un proceder entre bodegueros, no está establecido como norma de I.NA.VI.". Esto era una acotación referente al vino cuando se logran caldos con mucho grado alcohólico; también depende de otras variables y no siempre se hace, es según la cosecha. Esto lo confirmó otro bodeguero de experimentada trayectoria.

RSE

La Responsabilidad Social Empresarial, algo muy de moda hace pocos años atrás -hoy implementado 100%-, también está en el corazón de Anita.

Ana forma parte del grupo de amigos que mantienen el Museo de la Uva y el Vino (www.facebook.com/amuvi.uy); en él, Ana María colabora en mantener, fomentar y comunicar todo lo vinculado con la uva y el vino mediante el museo.

Rodney Chacón



 
10 Oct 2013
La rotarios maragatos y la batuta de Muyala


El viernes 4/octubre, con la dirección del Sommelier Javier Muyala, el Rotary Club de San José realizó su 3ra. edición del Salón de Vino Fino de San José en el Club Social de San José. 

El bono colaboración de $500 permitió disfrutar a los 400 asistentes de más de un docena de bodegas (Bouza, Castillo Viejo, Don Pascual, Filgueira, Los Rodríguez, Los Cerros de San Juan, Marichal, Misuraca y V.F.H.Stagnari, entre otros), además de la gastronomía de los alumnos de UTU.

Durante el transcurso del evento, con sorteos, paella, y buenos vinos, el salón supo conquistar a los presentes que animosamente disfrutaron de una muy agradable noche primaveral con un clima ideal.

En imágenes y con estilo de historieta, así se vivió.

Rodney Chacón 



 
10 Oct 2013
Jornadas de enoturismo canario


Entre los días 7 y 10/octubre, la comuna canaria organizó las primeras jornadas de turismo vinculado el sector enológico y que se denominó: Promoción del Enoturismo en la Tierra de Canelones, "El Turismo y el enoturismo en el desarrollo sostenible de los territorios rurales".

En dicha ocasión, los cuatro días de charla contó expositores internacionales vinculados a enoturismo de sus lugares de residencia y que han logrado destacar dichas localidades de forma muy notoria, tanto que ameritaba apersonarlos a dichas jornadas para que comentaran sus experiencias.

De los cuatro días de ponencias, las participaciones de Roberto Labandera -Jefe del Servicio de Cooperación al Desarrollo del Ayuntamiento de Vilafranca del Penedés- y Núria Ruiz Milà -representante de la Asociación Vinícola Catalana-, con disertaciones casi constantes, se destacaron de sobremanera ya que versaron sobre el ayuntamiento de Vilafranca del Penedés (Cataluña, España), zona que han sabido concretar un considerable desarrollo enoturístico tras veinte años de constante e incansable trabajo.

También expuso el Prof. Gabriel Fidel, quien relató la experiencia mendocina (Argentina). Su charla, denominada "El turismo del vino como estrategia de desarrollo", dio varias ideas y puntapies por dónde empezar sencillamente. 

Otros de los expositores fueron: el Ing. Agr. Daniel Garín (Dir. Gral. de Desarrollo Productivo), quien presentó los objetivos y metas de la IMC frente a la temática de las jornadas; el Magister Martin Mercado, quien disertó sobre "gastronomía y cultura"; Margarita Carrau expuso sobre ATEU (Asoc. de Turismo Enológico del Uruguay) y Los Caminos del Vino; Prof. Nancy Delgado, Inspectora Nacional de Gastronomía para el Consejo de Educación Técnico Superior (ex UTU); representantes de las bodegas Marichal, Montes Toscanini, Viñedo Los Vientos, Juanicó y Casa Grande Arte & Viña que expusieron sobre sus experiencias como bodegas con y sin enoturismo.

Tres de las cuatro jornadas que logramos participar, se hace un reconto de lo que fue noticia, de lo mejorable y de lo destacable de las distintas ponencias.

Las noticias

Jornadas. La realización de las primeras jornadas de enoturismo

Trabajo conjunto. Entre la comuna canaria y el Ayuntamiento de Vilafranca en pos de un turismo enológico, algo muy beneficioso para el sector.

Circuito. La acotación de Roberto Labandera respecto a que el recorrido de la R.48, de las Piedras a Las Brujas, es "el camino" para definir un buen circuito enoturístico.

Proyecto de protección. La comuna canaria presentó un proyecto que protege la Ruta 5 entre Perimetral y la ciudad de Canelones. Desde la Perimetral a Juanicó, tanto al Este como a Oeste, será una zona protegida en un "50%" respecto a la modificación de los predios y establecimientos industriales y, entre Juanicó y la ciudad de Canelones, la protección será total no puediéndose instalar más industrias ni modificar sus aspectos en pos de la industrialización, al contrario, deberán apuntar a un aspecto con enfoque "turístico". Quizá, debería ser a la inversa ya que la ciudad Capital de la Uva y el Vino es Las Piedras (entre Perimetral y Juanicó) y no Canelones.

Lo mejorable

> Los participantes. Con casi 250 bodegas activas en Uruguay (según fuentes cercanas sería mucho menos, 211 hoy día), tan sólo se vio menos de una veintena de ellas. 

> El lugar. Con pocos asistentes (apenas una treintena), el auditorio del Pabellón del Bicentenario (Parque Artigas de Las Piedras) se vio desolado y sobradas butacas para dichas jornadas.

> Las ponencias. El nerviosismo jugó mala pasada a algún disertante, dejando un imagen poco grata para los presentes. También, exposiciones como la de Los Caminos del Vino, más que ejemplo de algo bueno debió considerarse de forma contraria (sabída es su caída constante de asistentes a sus festivales por acciones repetitivas constantes y casi indiferenciadas). 

> Las ausencias. La de Fernando Pettenuzzo que sin mediar explicación de la organización no se hizo presente. Idem con Viñedo Los Vientos.

> La tecnología. Un proyector mal ubicado obligaba a forzar la vista para lograr ver la diminuta imagen que fácilmente se pudo haber solucionado previa prueba de servicio técnico.

> Las preguntas. Muy incómodo resulta cuando, en lugar de preguntas priman las acotaciones o comentarios, y que muchas veces dejan "nada" para retener.

> La prensa. La ausencia de prensa especializada del sector, tanto como tomador de datos como expositores. La comuna canaria no tuvo presente a medio de prensa especializados para que exponga sobre la temática del turismo enológico; estos, de sus constantes visitas a bodegas, poseen muy buenos datos e información. También es lamentable la no participación de la prensa como tomadores de información.  

> El marketing. La información y planificación comentada con notoria ausencia de marketing, sin estudio de mercado, sin asesoramiento, sin funcionarios calificados y que, todo, termina siendo un claro "anuncio político" precandidatura. 

Lo justo y necesario

> La ponencia Roberto Labandera-Núria Ruíz Milà. Dejaron muy claro la experiencia formada, marcada y significativa que han logrado desde la puesta en marcha (1993) de un equipo de trabajo que, hasta la fecha, casi 20 años de acciones posteriores, Vilafranca del Penedés se ha vuelto un lugar de reconocida trayectoria enoturística. 

> Ponencia de Gabriel Fidel. El experto disertó sobre la estrategia argentina, donde han logrado destacar de sobremanera las cualidades turísticas mendocinas y sus acciones enoturísticas, de fácil réplica a nivel nacional.

> Las acciones. Los tres disertantes extranjeros comentaron distintas acciones que realizan y que serían fácilmente aplicables en Uruguay. Algunas de ellas: G-astronomía (un evento que realizan en algunas bodegas mendocinas donde, además de gastronomía, el cometido principal es observar las estrellas); festival de Jazz (un festival de tres días donde, con un ticket mínimo, se entrega una copa con opción de degustar 3 vinos distintos; de querer más compra otro ticket); maratón entre bodegas (en Mendoza); hospedaje en algunas bodegas (tanto Mendoza como Vilafranca); circuito de bicicleta entre bodegas; exposición de autos y campeonato de polo, entre otros. 

> Proyecto. Confirmación del inicio y disertación de proyecto diseñado para Canelones respecto al Enoturismo, y que será trabajado en conjunto con el Ayuntamiento de Vilafranca del Penedés.

Rodney Chacón



 
07 Oct 2013
Castellucci y sus números del vino a nivel mundial


Tras finalizar el 5to. concurso de "Tannat al Mundo", el pasado viernes 27/setiembre, el I.NA.VI. organizó una conferencia sobre la vitivinicultura mundial y donde los números fueron comentados y explicados por el Director General de la OIV, Federico Castellucci. Lo más destacado fue la leve mantención del consumo de vino a nivel mundial y se afirmó el alto consumo de otras bebidas de menor grado alcohólico -que no son vinificados- por los jóvenes del mundo. 

La conferencia que duró unas dos horas, tuvo lugar en el Pabellón del Bicentenario del Parque Artigas, en la ciudad de Las Piedras. Ante un importante número de asistentes, principalmente bodegueros, Federico Castellucci se explayó sobre los números mundiales sin dejar a ningún continente de lado, salvo África donde, Sudáfrica, que por su condición de país único en realizar vinos allí, no comentó nada sobre éste. José Lez, presidente de I.NA.VI. hizo las presentaciones correspondientes y hasta moderó la conferencia sobre el final de la misma animándose a responder alguna pregunta que otra en nombre de Castellucci quien, a posterior, tan solo agregaba algún que otro dato o comentario. Aunque fue muy reservado en ciertos comentarios por su condición de figura representante de la OIV.

Los números 

Algo interesante de destacar, según palabras de Castellucci, ellos no se preocupan en ver por qué se dan esos números, sólo son tomadores de datos y creación de infografía. En base a esto, el director general de la OIV basó su charla, y aquí los principales datos que se pudieron lograr. 

- Los principales importadores del mundo según los continentes: 

> Norteamérica: EEUU, con 3.939 millones de €

> UE: Reino Unido, con 3.400 millones de €

> Asia: China, con 1.230 millones de € y Japón, con 1.225 millones de €

> Resto Europa: Suiza, con 927 millones de €

> Oceanía: Australia, con 464 millones de €

> Sudamérica: Brasil, con 234 millones de €

Total mundial, 25.000 millones de € de importación de vinificados.

Las exportaciones de Argentina, para 2012, se sitúan en 711 millones de € y equivalen a 365 millones de litros. Es decir, casi 2€ por litro de vino.

Las transacciones del vino embotellado bajaron del 2002 (64,5%) a 2012 (55,4%); mientras, el vino a granel tuvo un ascenso en igual período (29,1 en 2002 a 37,5% en 2012).

Los principales productores de vino del mundo bajaron su consumo del 2002 a 2012: Francia, -12%; Italia, -27%; España, -34%. Y aumentó el consumo de vinificados en: EEUU, 37%; China, 67%; Federación Rusa, 50% aprox.

El consumo mundial de vino se estima en 240 millones de hectolitros, manteniéndose casi constante entre el 2000 (con 230 millones) y el 2012 (con poco más de 240 millones de hectolitros).

Principales productores de uva del mundo: China, con 14% de la producción mundial; Italia y EEUU, con 10% cada uno.

Países vitivinícolas emergentes: India, 120 mil Ha; Brasil, 90 mil Ha; Egipto, 70 mil Ha.

Estos números, del ente regulador de la uva y la viña a nivel mundial, con 45 países registrados de los 5 continentes, totalizan el 80% de la producción mundial de vinos.

 

Los números de I.NA.VI. (30/junio/2013)

Recientemente se colgaron los datos estadísticos del Instituto Nacional de Vitivinicultura que corresponden al 1er. semestre del 2013 (01/01/13 al 30/06/2013).

Los principales datos son: 

> Existencia de vino (en sus variantes clásicas): 65.820.000 litros.

> Venta de vino nacional (primer semestre): casi 6 millones de litros.

> Exportaciones: más de 7.800.000 litros 

> Importación de vinificados: 1.087.000 (1.246.233 en 1er. semestre 2012)

Rodney Chacón



 
03 Oct 2013
Lo que dejó el concurso Tannat al Mundo 2013


Entre los días 23 y 26 de setiembre se llevó adelante la quinta edición del Tannat al Mundo, un concurso que pone a prueba la cepa tannat testeando un gran número de vinos nacionales e internacionales. Así, el concurso del presente año logró evaluar 145 vinificados provenientes de 54 bodegas uruguayas e internacionales -las menos-. El resultado: los tres “gran oro” fueron para dos vinos "nacionales" -bodega de inversores argentinos- (Tannat Varietal 2012 y Tannat Reserva 2011, de Bodega Garzón) y un boliviano (Juan Cruz 2012 Grand Reserve, de Bodega Aranjuez).

A pesar de que las tres principales medallas no quedaron en manos 100% nacionales, los comentarios de José Lez, presidente del I.NA.VI., dejó muy en claro la importancia de este concurso frente al mundo y la calidad de trabajo de nuestro país: "los inversores extranjeros creen en nuestra tierra, nuestra mano de obra y nuestras cepas para producir"; y, en alusión a los bolivianos agregaba: "tomaron la cepa, la produjeron y los caldos logrados los trajeron para ser evaluados en un concurso que amerita su confianza y credibilidad, y que considera ideal para evaluar su producto". Palabras más, palabras menos. 

La medalla "gran oro" significa que el puntaje supero los 92 puntos; en cambio, si el puntaje estuvo por debajo corresponde medallero de oro o plata, según corresponda. En tal sentido, Estela De Fruto, responsable de comunicación de I.NA.VI., comentó que todos los vinos, principalmente los nacionales, lograron una calidad indiscutible tras observarse que todos superaron los 90 puntos que la OIV (Organización Internacional de la Viña y el Vino) considera como mínimo para que a un vino se le entregue una medalla. Así pues, el jurado compuesto por integrantes de Argentina, Brasil, Chile, Francia, Italia y Uruguay, calificaron a 25 vinificados con medalla oro, 16 con plata y 1 con diploma, por ser este último un vinificado experimental. El medallero totalizó 30%, lo máximo que permite la OIV.

Las extranjeras

Llama la atención la acotada cantidad de bodegas extranjeras: un 10%. Los franceses no dieron señales (siendo la cepa originaria de Maridan); Brasil (con Miolo) logró alguna medalla; Argentina (con Fin del Mundo y El Esteco) también mandaron alguna muestra y se llevaron el galardón; y, de Australia, tampoco hubo noticias, y eso que está haciendo tannat según comentarios de una profesional del sector que viajó recientemente a dicho país.

Por los ausentes, bien podría decirse que sus caldos quizá no estén al nivel de los nacionales o quizá, que simplemente no sea un concurso de nivel internacional, algo que podría ser contradictorio según comentarios de Federico Castellucci, director general de OIV, que afirmaba: "el nivel de caldos participantes de esta edición es de no olvidar", y agregaba: "solo participa de dos, a lo sumo tres concursos internacionales, y el uruguayo, Tannat al Mundo, trata de estar". Por lo cual, nos inclinamos por la primera acotación (los caldos de Maridan no están a nivel competitivo).

La sorpresa

¿Un tannat boliviano "gran medalla oro"? Y por qué no. Quizá decir vino boliviano hace algunos años atrás sí hubiera increíble. Hoy, tras haber logrado su destacado galardón -y tras probarlo-, se puede decir que los bolivianos también hacen "un gran tannat".

En el 2009, previo a la 3ra. edición del mencionado concurso, se realizó el X Congreso de Latinoamericano de Viticultura y Enología en nuestro país. Entre una de las tantas ponencias, una de ellas versó sobre los nuevos vinos bolivianos, y llamaba la atención que pudieran lograrlo. Hoy, 4 años después, un vino boliviano (Aranjuez-Juan Cruz 2012, así su etiqueta) se quedó con el segundo lugar (por el puntaje logrado) y logra su primer medalla gran oro. Y nunca en mejor momento, en las previas del XIV Congreso Latinoamericano de Viticultura y Enología que se realizará en Bolivia (20 al 22 de noviembre de 2013).

¿Y por qué no un vino boliviano? ¿Será que Bolivia es otro producto y no un vino? Si, es otro producto, aunque también puede ser un buen vino. Sus condiciones más que intensas respecto a su suelo (que roza lo árido), su clima (que rosa la sequía) y sus altitudes (que rozan el cielo) permiten tener las condiciones justas, casi ideales, para lograr un buen caldo.

Lo que cuesta creer, “creo” -valga redundancia-, y en nuestra humilde opinión, que un país como Bolivia, con muy acotada experiencia enológica, pueda lograr un tannat tan bueno como para posicionarse en un segundo lugar de entre 45 muy buenos vinificados. Tan solo fue superado, y también escoltado, por dos vinos de la bodega fernandina de inversores extranjeros (argentinos), Bodega Garzón.

El boliviano

Tras probarse el vino boliviano, y acotarnos un profesional que algo de la cepa syrah podría tener -permitido según la normativa-, resultó un vino muy atractivo: fresco en aroma y textura, rojo intenso con toques violáceos, lágrimas dispersas y acotadas -indicando su escasa azúcar residual-; de sabor complejo aunque muy agradable, astringencia media a levemente fuerte; duradero, recordable.

Llamó la atención su volumen alcohólico: 14,1%; a pesar de esto, no se percibe dicha graduación. Sorprendió su corcho sintético, lo que podría dar a pensar en un vino de acotada guarda y valor. Tras charla telefónica con el director de la bodega, Ramón Castellanos, además de demostrar su gran alegría por el galardón obtenido, nos afirma que no hay importador en Uruguay para su vino, aunque piensan más en el mercado de Perú, por su cercanía. Asimismo, también comentó que su costo en Bolivia ronda los 10 a 12 dólares.

Enhorabuena por nuestros primos bolivianos; que sigan llegando más y muy buenos capitales extranjeros, y felicitaciones a todos las bodegas nacionales por representar al Uruguay más que bien y mantener muy en alto la cepa insignia de los orientales: el tannat.

Rodney Chacón

Agradecimientos:

- Somm. Cecilia Miqueira por la información recabada sobre el vino

- Somm. Daniel Arraspide por la fotografía 







EVENTOS


En breve informaremos más y nuevos eventos.


Barricas Club / Derechos Reservados 2009 / programación+hosting+rediseño 10R comunicación
10R comunicación FRESH